Blog

Si…

spot_si

Esta versión corresponde al “SI” de Rudyard Kipling (Bombay, India 1865 – Londres, Inglaterra 1936), un autor reconocido por sus textos de corte aventurero, marcial y Victoriano.
Kipling fue un gran escritor y entre sus más memorables obras se encuentran los populares “Libro de la Selva”, “Kim” y “Gunga Din”.
El “Sí” de Kipling tiene una característica particular: ha sido traducido a todos los idiomas, y por esa causa existen literalmente cientos de versiones diferentes, con más o menos el mismo contenido y fuerza.

Si puedes conservar la cabeza cuando a tu alrededor todos la pierden,
y te cubren de reproches;
Si puedes tener fe en tí mismo cuando duden de ti los demás hombres,
y ser indulgentes para con su duda;
Si puedes esperar, y no sentirte cansado con la espera,
y siendo blanco de falsedades no caer en la mentira,
y si eres odiado, no odiar,
sin que por ello te creas ni demasiado necio ni demasiado cuerdo…

Si puedes soñar, sin que los sueños imperiosamente te dominen;
Si puedes pensar sin que los pensamientos sean tu objeto único;
Si puedes encararte con El Triunfo y El Desastre, y tratar de la misma manera a esos dos impostores…

Si puedes soportar que a la verdad por tí expuesta,
la veas retorcida por los pícaros para convertirla en el lazo de los tontos;
Si puedes contemplar que las cosas a las que has dado tu vida están deshechas,
y entonces agacharte y construírlas de nuevo aunque sea con gastados instrumentos…

Si puedes poner, en un solo haz todos tus Logros,
y jugarlos, a cara o cruz en una sola vuelta;
y si perdieras, volver a empezar como empezaste,
y nunca derramar tan solo una lágrima sobre la pérdida sufrida….

Si puedes ordenar a tus nervios y a tu corazón que te obedezcan,
aún después de haber desfallecido;
y que así se mantengan hasta que en tí no haya otra cosa
que la voluntad gritando: “persiste, es la orden”…

Si puedes hablar con multitudes y conservar tu virtud; y
Si puedes alternar con Reyes, sin perder tus comunes rasgos;
Si nadie: ni enemigos o amantes amigos puedan hacerte daño,
Si todos pueden confiar en tí, pero ninguno demasiado…

Si eres capáz de llenar el interminable minuto de la lucha
con el valor de los sesenta segundos del combate final:
Si, tuya es la tierra y la vida y todo cuanto ella tiene:
y lo que vale mas… serás un hombre, hijo mío!

Rudyard Kipling

 

Follow

Get every new post on this blog delivered to your Inbox.

Join other followers: