Blog

Vuélvete como la claridad de un cielo sin nubes

spot_cielo

Si meditas en un cielo despejado, sin nubes, sentirás súbitamente que la mente está despareciendo, que la mente se desvanece. Habrá espacios. Te darás cuenta súbitamente que es como si el firmamento azul también hubiera entrado dentro de ti. Habrá intervalos. Por algún tiempo los pensamientos se detendrán, como si el tráfico hubiera cesado y no hubiera ninguno moviéndose. Al comienzo esto sucederá solo por momentos, pero incluso esos momentos son transformadores. Poco a poco, la mente se ralentizará, y aparecerán espacios más amplios. No habrá pensamientos por varios minutos, no habrá nubes.

Meditar sobre el firmamento es hermoso. Tiéndete para que olvides la tierra. Tiéndete simplemente sobre la espalda en cualquier playa solitaria, sobre cualquier suelo y mira simplemente el firmamento, pero si es un firmamento despejado, sin nubes, interminable, ayudará. Y sólo al mirar, al fijar la vista en el firmamento, siente su claridad, la ausencia de nubes, la expansión sin límites y luego entra en esa claridad, hazte uno con ella. Siente como si te hubieras convertido en el firmamento, en el espacio.

Pero, ¿si no es verano que harás? Si el firmamento está nublado, nada claro, cierra los ojos y entra simplemente en el firmamento interior. Cierra los ojos simplemente y si ves algunos pensamientos, míralos simplemente como si fueran nubes flotando en el firmamento. Permanece atento al trasfondo, al firmamento y sé indiferente a los pensamientos.

Estamos muy ocupados con los pensamientos y nunca conscientes de los espacios. Un pensamiento pasa y, antes de que llegue otro hay un espacio; en ese espacio está el firmamento. Entonces, cuando no hay pensamientos, ¿qué hay allí?. El vacío está allí. Por tanto, si el firmamento está nublado – no es tiempo de verano y el firmamento no está claro- cierra los ojos, enfoca tu mente en el trasfondo, en el firmamento interior donde los pensamientos van y vienen. No pongas mucha atención a los pensamientos; pon atención al espacio por el que se mueven. Entonces el firmamento de verano se produce interiormente.

Osho: Tomado de The Book of Secrets

 

Follow

Get every new post on this blog delivered to your Inbox.

Join other followers: